Campos Corporación ha llevado a cabo la reforma y el acondicionamiento total del local, que se encuentra en el 192 de la madrileña calle de Bravo Murillo, realizando en un tiempo de récord de 18 días todos los trabajos de obra civil, así como de las instalaciones eléctricas y comunicaciones, de iluminación y climatización del establecimiento, que cuenta con una superficie aproximada de 1.800m2 entre las tres plantas que lo conforman.

Campos Corporación también se ha encargado de la fabricación e instalación de todo el mobiliario y de la señalización, cartelería y rotulación del recinto, teniendo siempre en cuenta la imagen corporativa de la cadena de supermercados.